Mes: febrero 2019

Atención integral

OBJETIVO

El objetivo de esta área es obtener cobertura universal de tratamientos antiretrovirales, tratamientos para enfermedades oportunistas, incluyendo los exámenes de monitoreo de la enfermedad y una atención integral y de calidad para las personas viviendo con VIH.

atencion

LÍNEAS DE ACCIÓN

  • Desarrollo de relaciones con entidades gubernamentales dedicadas al tema, tales como la Comisión Nacional del Sida (CONASIDA) y el Ministerio de Salud (MINSAL), para fomentar el derecho a una atención integral y universal, y fortalecer el control ciudadano de sus gestiones.
  • Elaboración de estrategias comunicacionales.
  • Interacción con redes nacionales e internacionales.
  • Desarrollo de habilidades y empoderamiento respecto del VIH/SIDA en las personas e instituciones.
  • Transversalización del tema en el aparato gubernamental.

Lo anterior se traduce en actividades concretas, entre las que destacan:

  • Agilizar la entrega y los cambios de tratamientos antiretrovirales (TAR) por parte de los Servicios de Salud.
  • Apoyar el acceso a los TAR de las personas que no están en el protocolo nacional y de las que están en vías de hacerlo.
  • Apoyar a Personas Viviendo con VIH/SIDA (PVVIH) en el acceso a medicamentos y exámenes, ya sea a través de los servicios de salud o por otras vías.
  • Realizar gestiones en favor de PVVIH para satisfacer sus necesidades sociales específicas.
  • Entregar orientación sobre tratamientos antiretrovirales y adherencia a ellos.
  • Realizar gestiones entre las PVVIH y los Servicios de Salud para superar posibles conflictos.
  • Monitorear la entrega oportuna de TAR por parte de los servicios de salud en conjunto con las agrupaciones de PVVIH.
  • Coordinar acciones entre las agrupaciones de PVVIH y otras instancias para superar problemas que afecten a sus socios.
  • Denunciar la entrega inoportuna de TAR ante las diferentes instancias que correspondan, en conjunto con las agrupaciones.
  • Denunciar las faltas en que incurra el personal de los servicios de salud ante las diferentes instancias que correspondan, en conjunto con las agrupaciones de PVVIH o particulares.

Género

PRESENTACIÓN

El Área Género trabaja y gestiona, en conjunto con las otras áreas de VIVO POSITIVO, las necesidades y situaciones reales que viven las mujeres viviendo con VIH/SIDA.

Surge el 11 de mayo del 2002 durante una jornada que reunió a mujeres viviendo con VIH/SIDA procedentes de distintas ciudades de Chile. En el evento, se entregó y desarrolló una mirada activa dentro de la Coordinadora Nacional de Personas Viviendo con VIH/SIDA (PVVIH), que enfatizó particularmente en la situación de la mujer, la persona de mayor riesgo, y en la desigualdad de sus derechos que la exponen a una situación de vulnerabilidad.

genero

OBJETIVO

El objetivo de esta área es incorporar la perspectiva de género en el discurso y quehacer de la institución de manera transversal en sus distintas áreas de trabajo, con una preocupación particular desde y hacia las necesidades de las Mujeres Viviendo con VIH/SIDA.

Los objetivos específicos son:

  • Promover el ejercicio de los Derechos Sexuales y Reproductivos de las PVVIH.
  • Promover la participación conjunta de Mujeres y Hombres Viviendo con VIH/SIDA en las Agrupaciones de VIVO POSITIVO.
  • Potenciar la participación y empoderamiento de las Mujeres Viviendo con VIH/SIDA.
  • Sensibilizar a Mujeres y Hombres en la temática de Género.

LÍNEAS DE ACCIÓN

  • Derechos Sexuales y Reproductivos.
  • Integración a Redes Nacionales e Internacionales.
  • Transversalidad en los ejes temáticos de VIVO POSITIVO.
  • Desarrollo de habilidades y empoderamiento.

Entre las actividades específicas que se llevan a cabo están:

  • Generación y promoción de discurso institucional respecto de Género y VIH/SIDA.
  • Capacitación en las siguientes temáticas: derechos sexuales y reproductivos, género, sexualidad, liderazgo y participación ciudadana.
  • Generación de espacios de encuentro de las Mujeres Viviendo con VIH/SIDA.
  • Implementación de estrategias de control ciudadano en la temática de derechos sexuales y reproductivos.
  • Actividades de promoción del condón femenino para su incorporación como política pública.
  • Representación en Chile del Movimiento Latinoamericano y del Caribe de Mujeres Positivas (MLCM+).
  • Alianzas estratégicas con el Foro de Salud y de Derechos Sexuales y Reproductivos.
  • Articulación de las Mujeres integrantes de la Red Nacional.

¿Existe la vacuna contra el SIDA?

Actualmente no hay ninguna vacuna disponible que prevenga la infección por VIH o que trate a los que tienen la enfermedad.  Sin embargo, los científicos están trabajando para desarrollar una. 

Los Institutos Nacionales de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIH) están invirtiendo en múltiples enfoques para prevenir el VIH, incluyendo una vacuna preventiva segura y eficaz contra el virus. Estos esfuerzos de investigación incluyen dos ensayos clínicos de vacunas multinacionales de última etapa Otras investigaciones apoyadas por el NIH tienen por objeto ofrecer opciones adicionales de prevención del VIH que sean seguras, eficaces y deseables para poblaciones diversas y que puedan ampliarse en todo el mundo para ayudar a poner fin a la pandemia mundial.

La necesidad de una vacuna contra el HIV

Hoy en día, más personas viven con el VIH que nunca antes, además de que,  tienen acceso a un tratamiento que salva vidas con medicamentos para el VIH (llamado terapia antirretroviral o ART), lo que es bueno para su salud e integridad. 

Cuando las personas que viven con el VIH logran y mantienen la supresión vírica tomando diariamente la medicación para el virus tal y como se ha recetado, pueden mantenerse relativamente saludables y no corren ningún riesgo de transmitir el VIH a sus parejas.

Además, otras personas que corren un alto riesgo de infección por VIH pueden tener acceso a la profilaxis preexposición (PrEP) o al tratamiento antirretroviral que se utiliza para prevenir el VIH. 

Sin embargo, lamentablemente, cada año se diagnostican con la infección por VIH a millones de personas en el mundo. Para controlar y, en última instancia, acabar con el VIH en todo el mundo, se necesita un conjunto de herramientas de prevención del VIH que sean ampliamente accesibles para todos los que se beneficiarían de ellas.

vacuna vih

¿Cuál es el objetivo a largo plazo?

El objetivo a largo plazo es desarrollar una vacuna segura y eficaz que proteja a las personas de todo el mundo de contraer el VIH. Sin embargo, aunque una vacuna sólo protege a algunas personas que se vacunan o incluso ofrece una protección menos que total de reducir el riesgo de infección, se podría tener un impacto importante en las tasas de transmisión y ayudar a controlar la pandemia, en particular para las poblaciones con alto riesgo de contraer el VIH. 

Una vacuna parcialmente eficaz podría reducir el número de personas que se infectan con el VIH, reduciendo aún más el número de personas que pueden transmitir el virus a otras, disminuyendo sustancialmente el número de nuevas infecciones, lo que contribuye a  detener la epidemia.

Las vacunas han sido históricamente el medio más eficaz para prevenir e incluso erradicar las enfermedades infecciosas, porque las mismas, evitan de manera segura y rentable la enfermedad, la discapacidad y la muerte. Al igual que las vacunas contra la viruela y la poliomielitis, una vacuna preventiva contra el VIH podría ayudar a salvar millones de vidas.

 

¿Cómo se disemina el Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida (SIDA) y el VIH?

Una de las formas de diseminación del virus VIH es por la falta de prevención en mantener sexo seguro y responsable. Tomando la medidas pertinentes para evitar tener varias parejas, sin conocer su procedencia y estado de salud, llevando una vida sexual promiscua y sin control. 

Por ello, lo más común es que las personas contraigan o transmitan el VIH a través de conductas sexuales y también con el uso de agujas o jeringas contaminadas que generalmente ocurre en los drogadictos. 

Por lo tanto, sólo ciertos fluidos corporales como la sangre, el semen, fluido pre-seminal (pre-cum), fluidos rectales, fluidos vaginales y leche materna, de una persona que tiene VIH,  pueden transmitir el virus.

Para que se produzca la transmisión, el VIH de estos fluidos debe llegar al torrente sanguíneo de una persona VIH negativa a través de una membrana mucosa, en el recto, la vagina, la boca o la punta del pene, por cortes o llagas abiertas, o por inyección directa.

Las personas con VIH que toman diariamente los medicamentos para el virus según lo prescrito, obtienen y mantienen una carga viral indetectable, no corren ningún riesgo de transmitir el VIH a sus parejas VIH-negativas.

Otras formas de diseminación del VIH

El VIH se propaga sólo en casos extremadamente raros por:

Practicar sexo oral, que por lo en general, la probabilidad de que una persona VIH negativa contraiga el VIH a través del sexo oral con una pareja VIH positiva es extremadamente baja.

Las personas también pueden ser objeto de una posible infestación, al recibir trasvase de sangre, productos sanguíneos,  trasplantes de órganos o tejidos contaminados con VIH, y en ese caso, se considera que el riesgo es extremadamente pequeño hoy en día,  debido a las rigurosas pruebas de suministro de sangre,  de órganos y tejidos donados.

Los casos de traumas severos en los que, cada uno de los muy pequeños casos documentados ha implicado un trauma  con daño extenso de tejido y la presencia de sangre. Sin embargo, no  hay riesgo de transmisión si la piel no está rota, pero puede haber contagio, por el contacto entre la piel rota, las heridas o las membranas mucosas y la sangre infectada por el VIH o los fluidos corporales contaminados con sangre.

El contacto con la pareja que tiene úlceras o encías sangrantes y la sangre de la pareja seropositiva entra en el torrente sanguíneo de la pareja seronegativa. El VIH no se transmite a través de la saliva.

Consumir alimentos que han sido masticados previamente por una persona con VIH, y en este caso,  la contaminación se produce cuando la sangre infectada de la boca de una persona con VIH, se mezcla con la comida mientras mastica y los únicos casos conocidos son los de los bebés.

sindrome vih

La concentración viral del VIH y la adquisición o transmisión del Virus

La concentración viral se refiere a  la cantidad de VIH en la sangre de una persona que tiene el virus, que si es alta, puede contagiar a otra persona. Por lo tanto, tomar diariamente los medicamentos para el VIH, denominados como terapia antirretroviral o ART, según lo recetado por el especialista,  puede hacer que la carga viral sea tan baja que una prueba no pueda detectarla (carga viral indetectable).

En este sentido, las personas con VIH que toman diariamente los medicamentos para el virus según lo recetado,  obtienen y mantienen una carga viral indetectable y por esta razón,  no corren ningún riesgo de transmitir el VIH a una pareja VIH-negativa a través de las relaciones sexuales.

Los medicamentos para el VIH son una herramienta poderosa para prevenir la transmisión sexual del virus. Pero sólo funciona mientras la pareja VIH positiva tenga y mantenga una carga viral indetectable. Sin embargo, no todas las personas que toman medicamentos para el VIH pueden tener una carga viral indetectable. 

Para mantenerse indetectable, las personas con VIH deben tomar medicamentos para este control del virus, todos los días según lo recetado y visitar regularmente al especialista de atención médica para hacerse la prueba de carga viral. 

Formas en las que el VIH no se puede propagar

El VIH no se propaga por el aire o el agua, por mosquitos, garrapatas u otros insectos, por el contacto con saliva, lágrimas o sudor  de una persona con VIH, estrechar la mano, abrazarse, compartir el baño, compartir platos, cubiertos o vasos, o participar socialmente  con una persona con VIH. 

Tampoco se transmite por otras actividades sexuales que no implican el intercambio de fluidos corporales, como por ejemplo, tocar porque, el VIH no se puede transmitir a través de una piel sana e intacta.